Entre el valor de la aeronave, los gastos de traslado y el IVA por la compra, el ex diputado nacional Alfredo Olmedo, desembolsó una cifra millonaria, sin embargo, aún no logra hacerse de avión Piper, comprado en agosto del 2020.

En esta semana, el empresario y ex legislador nacional, espera que la Administración Nacional de Aduanas, cumpla con la orden dictada la semana pasada por el juez Federal de Garantías 2 Miguel Medina, quien dispuso el traslado de la aeronave al aeropuerto de San Fernando, en Buenos Aires, luego de que sea imputado por contrabando.

El 22 de agosto, cuando formalizó la compra del avión Piper Aircraft Inc, por un monto de 1.469.000 dólares, la moneda estadounidense cotizaba a 78 pesos, lo que significa que la aeronave le costó a Olmedo 114.582.000 millones de pesos.

Además de esta suma, el ex diputado tuvo que pagar otros 34.374.600 millones pesos más, equivalentes al 30 %, impuesto fijado por el gobierno nacional en diciembre de 2019, para todas las compras en el exterior. Pero esto no fue todo lo que Olmedo tuvo que desembolsar, pues a la compra se le sumaron otros 26.800 dólares (2.090.4000 pesos), por gastos de transporte.

Al ingresar a la Argentina, el piloto decidió, tras comunicarse con la empresa a la que pertenece, descender en el aeropuerto Martín Miguel de Güemes, pero tuvieron un inconveniente, pues no tenía una declaración general que indicara a Salta en la ruta de traslado y Aduana secuestró la aeronave.

La decisión fue avalada por el fiscal federal Carlos Martín Amad, de la Unidad Fiscal Salta, quien en ese momento sostuvo que “al parecer, el avión está flojo de papeles”. La falta de esta documentación, puso en alerta a la fiscalía sobre una posible maniobra de contrabando o evasión tributaria, por lo que se abrió una investigación penal.

Pese a la obligatoriedad de este paso, la Aduanas local negaba a Olmedo mover el avión a Buenos Aires, situación de la cual el fiscal Amad se quejó por la incongruencia surgida en dicho organismo del estado nacional, reclamo que la defensa acompañó e incluso el juez, ante semejante burocracia, ordenó el traslado del avión.

Se espera que esta semana, Olmedo pueda sacar, con el oficio judicial, la aeronave y llevarse a Buenos Aires para cumplir con el registro del caso, en tanto, seguirá imputado penalmente, pues hasta el momento, y como dijo el fiscal, aún resta establecer si efectivamente todo se trató de un problema de papeles, o bien, hubo por detrás alguna maniobra ilegal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *