Los hechos transcurrieron en misiones, y se investiga a fondo ya que la familia del joven denunció la «persecución y hostigamiento» de un grupo religioso. La organización 100% Diversidad y Derechos vinculó a un grupo religioso con el caso.

La muerte de Federico Gómez, un joven gay de 28 años, conmocionó días atrás a la localidad misionera de Puerto Rico y abrió una sospecha por lo menos inquietante. La Organización 100% Diversidad y Derechos pidió a la Justicia investigar si la víctima fue sometida a una “terapia de conversión”, debido a que la Asociación Religiosa Testigos de Jehová a la cual pertenecía no aceptaba su orientación sexual.

Según la autopsia, Gómez murió tras sufrir un accidente cerebrovascular (ACV). Tras conocer la denuncia que presentó la familia sobre la “persecución, hostigamiento y discriminación por parte de Testigos de Jehová” que sufría, la ONG pidió que se investigue el tema a fondo.

De acuerdo a su círculo íntimo, el joven había intentado dejar de frecuentar ese culto en el último tiempo y debido a su actitud, los Testigos de Jehová lo habrían citado a una reunión para conversar sobre su orientación sexual, indicó Télam.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *