Con masiva participación en el plebiscito, los ciudadanos se volcaron a las urnas. Hubo festejos en la Plaza Italia, en el centro de Santiago, y en varios puntos del país. Sobre el órgano que debe escribir el nuevo texto, se impone con un 78,8 % la opción de la convención constitucional, paritaria e integrada solo por ciudadanos electos para ese fin.

Con más del 95% de la votación escrutada, la opción “Apruebo” conseguió el 78% de los sufragios. Sobre el órgano que debe escribir el nuevo texto, la otra pregunta que se planteó en la histórica votación, se impone con un 79,06 % la opción de la convención constitucional, que estará integrada solo por ciudadanos electos para ese fin y será paritaria, según los últimos datos ofrecidos, que se presumen irreversibles, informados por el Servicio Electoral de Chile (Servel).

La opción del rechazo al cambio constitucional recibió un 22,03 % de los votos, mientras que la opción de que la nueva Carta Magna la elabore una convención mixta formada por parlamentarios y ciudadanos electos obtuvo el 20,94 % de los votos.

Las 155 personas que integrarán la convención ciudadana que redactará la nueva Constitución serán elegidas por votación popular el 11 de abril del año que viene y a partir de entonces tendrán un margen de nueves meses, prorrogables una sola vez por tres meses más, para elaborar el nuevo texto de la nueva Carta Magna. El texto resultante será sometido a un nuevo referéndum, ya en 2022, que será de voto obligatorio y en el que los ciudadanos decidirán si lo aprueban o rechazan.

“Hasta ahora la Constitución nos ha dividido. A partir de hoy, todos debemos colaborar para que la nueva Constitución sea el gran marco de unidad, de estabilidad y de futuro”, aseguró el presidente Sebastián Piñera en su mensaje a la nación. “Hoy hemos demostrado nuevamente la naturaleza democrática, participativa y pacífica del espíritu de los chilenos y del alma de las naciones honrando nuestra tradición de república”, agregó.

El recuento empezó inmediatamente tras el cierre de las mesas a las 20 locales y en apenas una hora ya se constataba la ventaja del “Apruebo”, frente al “Rechazo”. En la céntrica plaza Italia de Santiago, epicentro de las protestas del último año, cientos de personas comenzaron a concentrarse. Los festejos se replicaron en distintos puntos del país.

Represión por parte de Carabineros:

Centenares de jóvenes festejaron en la Plaza Baquedano, bautizada Plaza de la Dignidad, el amplio triunfo logrado este domingo en el plebiscito a favor de reformar la Constitución. Lo hicieron luego de enfrentarse y sufrir una represión por parte de carabineros que trataron de impedir que colgaran sus banderas y pancartas en la estatua ecuestre en el centro del emblemático lugar de protestas en Santiago, Chile.

«Plaza de la Dignidad, no olvidamos, 1973» reza el cartel principal colgado en estos momentos, en referencia al año del golpe de estado que derrocó a Salvador Allende, y al nombre con que la plaza fue rebautizada en medio del estallido social iniciado en octubre de 2019.

Poco antes, los manifestantes y las fuerzas antidisturbios de la policía se enfrentaron en los alrededores del lugar, informó el portal de la radio Bio-Bio.

Los carabineros habían intentado dispersar un grupo mientras intentaba colgar una bandera y cuando los uniformados se acercaron fueron rechazados por los manifestantes, que con apoyo de otros jóvenes que deambulaban por los alrededores que respondieron lanzando piedras a los uniformados.

La policía respondió con carros hidrantes y el «zorrillo», un vehículo blindado que esparce gases lacrimógenos entre la multitud.

Luego la policía se replegó y dejó a los manifestantes copar la plaza, que los manifestantes esperan usar para celebrar el resultado del plebiscito que los chilenos celebran hoy para decidir si cambian o no la Constitución de 1980, impuesta por la dictadura de Augusto Pinochet (1973-90).

Colectivos sociales y grupos militantes colgaron en la red social Twitter videos con imágenes de jóvenes corriendo entre el potente chorro de agua del «guanaco» y lanzando artefactos a los vehículos policiales, que reprimen con fuerza.

El intento de copamiento de la Plaza se produjo mientras se llevaba a cabo la votación del Plebiscito Nacional 2020, en el que finalmente los chilenos votaron a favor de cambiar la Constitución de 1980, impuesta por la dictadura de Pinochet, así como el mecanismo para su redacción.

La opción «Apruebo» del plebiscito constitucional que se celebró hoy en Chile se impuso con un contundente el 77,5% de los votos, contra un 22,5 de la opción «Rechazo», escrutados ya el 19,05% del total, informó esta noche el Servicio Electoral (Servel).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *